El Acuerdo Internacional sobre los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual relacionados con el Comercio (ADPIC, en inglés TRIPs), vigente desde 1995 bajo la órbita de la Organización Mundial de Comercio (OMC), constituye un hito de alcance mundial en la evolución del régimen de propiedad intelectual en sus diversas ramas. Esto es así en particular en los países latinoamericanos en los que existe la necesidad de actualizar los marcos regulatorios. En la medida en que la cooperación entre ciencia y empresa privada va ganando aceptación, en comparación con el paradigma anterior prevaleciente de financiación casi exclusivamente, por presupuestos públicos, la adecuada protección de la propiedad intelectual adquiere importancia creciente también para el sector ciencia. Los hallazgos científicos para dar lugar a una patente de invención requieren lograr un invento consistente en un producto o un procedimiento que reúnan los requisitos de ser nuevo, entrañen una actividad inventiva y ser de aplicación industrial. Otra de las formas de protección, distinta e independiente de las patentes, lo constituye la protección de la información no divulgada. Las políticas públicas de favorecer el respeto a la propiedad intelectual tienen más relación con el crecimiento con base en el estímulo a la innovación, a la incorporación y transferencia de tecnología, y al mejoramiento de la calidad.

Alcances de la Protección de la Propiedad Intelectual

En la medida en que la cooperación entre ciencia y empresas ha ganado aceptación, en comparación con el paradigma anterior y prevaleciente de financiación casi exclusivamente por los presupuestos públicos de la investigación científica, la adecuada protección de la PI tiene importancia para la ciencia.

Las diversas formas de protección a la PI como derechos de autor, marcas, secretos industriales, patentes, derecho de variedad de plantas y otras, así como los debates públicos sobre el patentamiento en áreas sensibles de la biotecnología, pueden crear la percepción de un avance exagerado en la búsqueda de cobertura.

Sin embargo, y a diferencia de la creencia generalizada, conviene tener en claro que el alcance de la cobertura que ofrece la PI es limitada, y que aún en las materias en las que es posible obtenerla su concreción es compleja.

La mayor cantidad de producción científica se enfoca en publicaciones especializadas que tienen la protección del derecho de autor. Es importante aclarar que los derechos de autor y conexos sólo protegen contra la reproducción indebida de la publicación (plagio), pero no impiden la cita, el uso o la aplicación de los hallazgos descriptos en las publicaciones. Es más, la publicación puede significar que no sea posible (por los requisitos legales) acceder a otras formas de protección que exigen el secreto o la confidencialidad para lograr, o el registro del invento. Es decir que la mayor cantidad de la producción científica por el hecho de ser publicada o divulgada en distintas formas es de libre disponibilidad, tanto para realizar nuevas investigaciones como para su aplicación.

Nuevos riesgos para el sistema de PI

Desde los años noventa, México se ha esforzado en la construcción de un sistema robusto de PI, que estimule la innovación y la creatividad a través de su protección. Son muchos los efectos positivos de un sistema confiable en materia de patentes, marcas y derechos de autor, que atraiga inversión extranjera y, al mismo tiempo, brinde a los nacionales, rutas seguras para obtener registros y procedimientos para combatir la competencia desleal.

En la coyuntura que a nivel mundial enfrentamos, todo lo anterior, se ha convertido en algo complejo. Por una parte, la pandemia ha desfasado decisiones empresariales que serán detonadas en la búsqueda de protección jurídica por parte del IMPI e INDA, que se verán forzados en enfrentar un rezago importante producto de las dificultades operativas que la emergencia dejo. En la fase de reactivación económica, la respuesta expedita de estas instituciones se vuelve crucial hacia la construcción de la nueva normalidad de los negocios en el país. Por otra parte, México enfrenta los requerimientos de implementar una nueva ley de Propiedad Industrial, luego de casi 30 años de acumulación de pendientes, ley que fue impulsada por el T-MEC y que será supervisada cercanamente por las partes en el tratado.

Uso del sistema de PI en México

Según un estudio elaborado por la Unión Europea y el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) se observa un crecimiento del conocimiento y uso del sistema de Propiedad Intelectual en México, en al menos la mitad de las actividades productivas de nuestras empresas. El estudio se denomina “La contribución económica de la Propiedad Intelectual en México”. Ésta es la primera edición.

Los resultados del estudio dejan buenas noticias, en el sentido de empezar a cerrar la brecha del rezago que aparta a nuestra economía de otras que tienen cercana pertenencia entre el lugar que ocupan en el ranking internacional como economías y la producción de marcas y patentes. Al día de hoy, México es la economía 15 en el mundo, pero está lejos por lo que hace a generar tecnología protegible. En temas como nuevas marcas, start ups y franquicias estamos bien colocados, esto puede ser tomado como ejemplo de las altas tasas de retorno que suelen producir los negocios basados en derechos exclusivos.

La oportunidad para los empresarios nacionales cada vez es más cercana, contamos con instrumentos internacionales que facilitan la exportación de estos derechos y una nueva ley que ofrece ventajas a las empresas creativas. Además, la pandemia ha abierto espacios inexistentes en el pasado y generado un reacomodo de piezas en el tablero que brinda oportunidades emergentes. Bajo esta tónica, es muy conveniente que nuevos participantes en el mercado entren.

Te interesa tener más información sobre este tema, te interesa competir en el mercado nacional, tienes interés en exportar tus productos a otros países, con la debida protección legal, en cada mercado de tu interés, acércate a LANZO CONSULTORES, en dónde te brindamos asesoría y te apoyamos en la tramitación de tus registros de marcas, de patentes, de derechos de autor, en México y en el extranjero.

Para contacto, escribe a contacto@lanzo.com.mx y a rodrigo@lanzo.com.mx

Nuestra página web es www.lanzo.com.mx